Fue a visitar a su amiga porque estaba teniendo muchos problemas, jamás se imaginó que se aprovecharía de ella sexualmente

  • Descripción

La morocha fue a buscar ayuda a la casa de la rubia, está desesperada y muy preocupada así que no podía esperar. Pero cuando entro a la casa, la rubia la dejo pasar con solo una condición y era que le haría el favor que necesitaba, pero tenía que dejarse coger, tenía que dejar que usara su cuerpo para tener placer. Al comienzo la morena estaba nerviosa y es que no se podía ni imaginar lo que le estaba pidiendo, pero con tal de tener el favor que tanto quería, se dejó hacer de todo. La rubia le saco toda la ropa y la hizo acomodarse para poder chuparle el coñito. Pero no lo hizo por mucho tiempo porque después le metió un consolador, cuando ya estaba bastante calentita, la puso en cuatro y le metió un juguete en el culito. Se dieron bien duro y no pararon hasta llegar al orgasmo.