Las zorras estaban un poco aburridas, comenzaron a discutir. La morocha se canso y la obligo a la rubia a ser su esclava

  • Descripción

Ellas estaban un poco aburridas, no sabían que hacer y por ese motivo es que en un omento la rubia se puso de mal humor comenzó a discutir. La morocha la aguanto, la soporto por unos minutos hasta que se terminó cansando y fue cuando le tapo la boca con una enorme bola. Después la llevo hasta la mesa y le mostraba como es que tenia que agarrar las cosas. Estaba haciendo las cosas muy mal, por ese motivo es que la morocha decidió castigar a la rubia de una forma única. La hizo masturbarse con una polla de plástico y después la llevo a la sala en donde terminaron comiéndose el coñito, en donde tuvieron sexo sin parar, sexo bien duro. Ninguna de las dos se imagino que la terminaria pasando tan bien, que lo disfrutarian.