Solo pensaban en una cosa y era en chocar sus conchitas

  • Descripción

Cada vez que tienen un tiempo las zorritas lo que hacen es saborear sus conchitas, en realidad siempre buscan un momento para hacerlo que tanto les gusta. Ambas tienen esposo, tienen una familia, pero eso no les impide cada tanto irse a un motel para poder tener sexo y quitarse las ganas de sentir sus conchitas chocándose. Cuando sus hijos van a la escuela y sus maridos están trabajando es cuando las putitas aprovechan para disfrutar sin parar de sus cuerpos. Incluso hasta compran lencería para ese momento porque les gusta hacer las cosas bien, bien completo. No paran hasta que las dos alcanzan el orgasmo, hasta que terminan agotadas y listas para ir a buscar a sus hijos a la escuela.